María, madre de Jesús

Sermon  •  Submitted
1 rating
· 1,166 views

María, la madre de Jesús, le brinda un ejemplo a los cristianos de obediencia a Dios y confianza en Cristo. Ella compartió el sufrimiento de su hijo, y tomó su lugar al lado de los otros discípulos.

Notes
Transcript

Antecedentes de María

Era de Nazaret

; ;

Pariente de Elizabet, una descendiente de Aarón

;

Posiblemente descendiente de David

Lucas 1.32 NVI
Él será un gran hombre, y lo llamarán Hijo del Altísimo. Dios el Señor le dará el trono de su padre David,

Era prometida de José

Lucas 1.27 NVI
a visitar a una joven virgen comprometida para casarse con un hombre que se llamaba José, descendiente de David. La virgen se llamaba María.

Era virgen

La palabra griega traducida “virgen” que significa “joven”, “soltera” implicaba virginidad. El desposamiento tomaba lugar tan temprano como a los 12 años de edad y duraba por un año, estando tan comprometido como en un contrato matrimonial, aunque sin relaciones sexuales. Ver también; ;

Los eventos en la vida de María hasta el nacimiento de Jesús

La anunciación

Lucas 1.30–31 NVI
—No tengas miedo, María; Dios te ha concedido su favor—le dijo el ángel—. Quedarás encinta y darás a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús.

La respuesta de sumisión y obediencia de María

Lucas 1.38 NVI
—Aquí tienes a la sierva del Señor—contestó María—. Que él haga conmigo como me has dicho. Con esto, el ángel la dejó.

El magníficat expresa el asombro y gozo de María

Ver también

Lucas 1.46–55 NVI
Entonces dijo María: —Mi alma glorifica al Señor, y mi espíritu se regocija en Dios mi Salvador, porque se ha dignado fijarse en su humilde sierva. Desde ahora me llamarán dichosa todas las generaciones, porque el Poderoso ha hecho grandes cosas por mí. ¡Santo es su nombre! De generación en generación se extiende su misericordia a los que le temen. Hizo proezas con su brazo; desbarató las intrigas de los soberbios. De sus tronos derrocó a los poderosos, mientras que ha exaltado a los humildes. A los hambrientos los colmó de bienes, y a los ricos los despidió con las manos vacías. Acudió en ayuda de su siervo Israel y, cumpliendo su promesa a nuestros padres, mostró su misericordia a Abraham y a su descendencia para siempre.

La respuesta de Elizabet a María

Lucas 1.42–45 NVI
exclamó: —¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el hijo que darás a luz! Pero, ¿cómo es esto, que la madre de mi Señor venga a verme? Te digo que tan pronto como llegó a mis oídos la voz de tu saludo, saltó de alegría la criatura que llevo en el vientre. ¡Dichosa tú que has creído, porque lo que el Señor te ha dicho se cumplirá!

María, la madre

El nacimiento de Jesús

Lucas 2.4–16 NVI
También José, que era descendiente del rey David, subió de Nazaret, ciudad de Galilea, a Judea. Fue a Belén, la ciudad de David, para inscribirse junto con María su esposa. Ella se encontraba encinta y, mientras estaban allí, se le cumplió el tiempo. Así que dio a luz a su hijo primogénito. Lo envolvió en pañales y lo acostó en un pesebre, porque no había lugar para ellos en la posada. En esa misma región había unos pastores que pasaban la noche en el campo, turnándose para cuidar sus rebaños. Sucedió que un ángel del Señor se les apareció. La gloria del Señor los envolvió en su luz, y se llenaron de temor. Pero el ángel les dijo: «No tengan miedo. Miren que les traigo buenas noticias que serán motivo de mucha alegría para todo el pueblo. Hoy les ha nacido en la ciudad de David un Salvador, que es Cristo el Señor. Esto les servirá de señal: Encontrarán a un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre.» De repente apareció una multitud de ángeles del cielo, que alababan a Dios y decían: «Gloria a Dios en las alturas, y en la tierra paz a los que gozan de su buena voluntad.» Cuando los ángeles se fueron al cielo, los pastores se dijeron unos a otros: «Vamos a Belén, a ver esto que ha pasado y que el Señor nos ha dado a conocer.» Así que fueron de prisa y encontraron a María y a José, y al niño que estaba acostado en el pesebre.

Sus memorias

Lucas 2.51 NVI
Así que Jesús bajó con sus padres a Nazaret y vivió sujeto a ellos. Pero su madre conservaba todas estas cosas en el corazón.

La presentación y circuncisión de Jesús

José y María fueron pobres y no pudieron pagar por un cordero para ofrecerlo en sacrificio (ver Lev 12:8).

La huida a Egipto

Mateo 2.14 NVI
Así que se levantó cuando todavía era de noche, tomó al niño y a su madre, y partió para Egipto,

Sus otros hijos

Mateo 13.55–56 NVI
¿No es acaso el hijo del carpintero? ¿No se llama su madre María; y no son sus hermanos Jacobo, José, Simón y Judas? ¿No están con nosotros todas sus hermanas? ¿Así que de dónde sacó todas estas cosas?

Sus inquietudes

Lucas 2.48 NVI
Cuando lo vieron sus padres, se quedaron admirados. —Hijo, ¿por qué te has portado así con nosotros?—le dijo su madre—. ¡Mira que tu padre y yo te hemos estado buscando angustiados!

Sus dudas acerca de Jesucristo

;

Ella no pudo dominar a Jesucristo

;

María, la discípula

María reconoce la autoridad de Jesucristo

En las bodas de Caná.

María frente a la cruz

Muchos cristianos consideran esto como el doloroso cumplimiento de la profecía de Simeón en Lk 2:35.

María en la familia de Jesucristo

Juan 19.26–27 NVI
Cuando Jesús vio a su madre, y a su lado al discípulo a quien él amaba, dijo a su madre: —Mujer, ahí tienes a tu hijo. Luego dijo al discípulo: —Ahí tienes a tu madre. Y desde aquel momento ese discípulo la recibió en su casa.

María orando con otros discípulos

Hechos de los Apóstoles 1.14 NVI
Todos, en un mismo espíritu, se dedicaban a la oración, junto con las mujeres y con los hermanos de Jesús y su madre María.
Related Media
See more
Related Sermons
See more